Bajo el término «fragancia» pueden estar legalmente escondidos miles de sustancias para aromatizar o ayudar a fijar el aroma en un producto. El problema está en que bajo esta denominación lo mismo podemos encontrar un aceite esencial natural como otros ingredientes disruptores endocrinos como los ftalatos o tolueno.

Las fragancias pueden ser unas de las sustancias más alérgicas para la piel.

Incluso en cosmética ecológica, algunas marcas sólo indican en el INCI la palabra parfum o fragance sin especificar si se trata de un aceite esencial puro. Algunas incluyen en sus formulaciones una mezcla de sustancias aromáticas (puede que aceites esenciales puros o no) que les fabrican en muchos casos en exclusividad para que sus productos huelan todos igual.

Pueden ser que se empleen aceites esenciales rectificados que son aceites que se vuelven a destilar (muchas veces a temperatura superior) para concentrar los componentes más volátiles. Esto lleva a que las propiedades terapéuticas de los aceites esenciales se vean aminoradas hasta tal punto que la finalidad no sea otra que la de dar aroma pero ningún efecto terapéutico del conjunto de componentes de los aceites esenciales.

¿Dónde podemos encontrar esta sustancia?
  • Perfumes de marketing
  • Colonias de bebé
  • Champús
  • Jabones y geles de ducha
  • Maquillaje
  • Desodorantes
  • Productos para el cabello
  • Cremas faciales y corporales…
¿Cómo puede aparecer en el INCI?
Parfum, Fragance, Aroma, Perfume, Musk kotene, Musk xylene, 
Problemas de salud asociados
  • Disruptor hormonal
  • Alergias cutáneas
  • Dermatitis
  • Problemas respiratorios
  • Bioacumulable
  • Cáncer
Sobre la palabra «parfum»


A partir de marzo de 2005 se debe desglosar el INCI de la palabra «parfum» en algunos compuestos naturales contenidos en algunos aceites esenciales que «pueden» presentar un riesgo de alergia en individuos sensibles cuando el aceite esencial se incorpora en una composición cosmética, siempre y cuando sea en porcentajes superiores a los límites fijados en la Directiva 2003/15/CE. Aún así se sabe que se pueden presentar más alergias cuando se incorporan en la fórmula de forma aislada y no porque forme parte en si del aceite esencial. 
Son estos:

Amyl Cinnamal
Benzyl Alcohol
Cinnamyl Alcohol
Citral
Eugenol
Hydroxycitronellal
Isoeugenol
Amylcinnamyl Alcohol
Benzyl Salicylate
Cinnamal
Coumarin
Geraniol
Hydroxyisohexyl-3-Cyclohexene Carboxaldehyde
Anise Alcohol
Benzyl Cinnamate
Farnesol
Butilphenyl Methylpropional
Lianool
Benzyl Benzoate
Hexyl Cinnamal
Citronellol
Limonene
Methyl 2- Octyonate
Alpha-Isomethyl Ionone
Evernia Prunastri
Evernia Furfuracea



Para saber más…