ACEITE VEGETAL DE ROSA MOSQUETA

El aceite vegetal de rosa mosqueta (Rosa rubiginosa) se extrae de las semillas de un fruto de una planta de origen chileno y tiene un color rojizo-anaranjado translucido.

Es un aceite nutritivo denso, regenerador cutáneo y antiarrugas. Indicado para piel seca, madura o deshidratada. Contiene las 3 familias de ácidos grasos por lo que es un anti-aging natural.
Principales aplicaciones:

  • Tratamiento en pieles con psoriasis, eccemas, dermatitis de contacto, cicatrices y en quemaduras.

  • Disminuye la hiperpigmentación en tratamientos a largo plazo: antimanchas.

  • Prevención de estrías en el embarazo.
  • A pesar de su densidad es un buen penetrante, por lo que se puede aplicar como crema de noche mediante un ligero masaje sobre el rostro desmaquillado 1/2 hora antes de acostarse.

  • En barrigas en mujeres embarazadas para asegurar la hidratación y nutrir la piel. Se pueden añadir una gotas de aceite esencial de palo de rosa (Aniba rosaeodora) que ayudará al poder regenerador de la piel.

  • Tras un episodio de enfermedad infantil (varicela, rubeola…) realizar un masaje con rosa mosqueta en las posibles marcas cutáneas que hayan quedado para regenerar la piel.

  • Se incluye en muchas formulaciones en cosmética natural: cremas faciales, corporales, antiestrías, específicas para psoriasis, pieles atópicas, antimanchas, bálsamos para labios…

El aceite de rosa mosqueta es, sin duda, uno de los imprescindibles dentro de la cosmética natural. Es importante adquirirlo de laboratorios que nos garanticen el origen del aceite y que no esté adulterado o mezclado con otros aceites. El aceite de rosa mosqueta tiene un particular color anaranjado intenso y un aroma fuerte. No debemos aceptar los aceites que nos vendan que sean un aceite base con extracto de rosa mosqueta (que será sintético) ni tampoco aceite “esencial” de rosa mosqueta. Debe ser de 1ª presión en frío.

  • La redoma creativa. Aceite vegetal virgen de rosa mosqueta. 100 ml. 14,52 €. Puedes encontrar este productos en nuestra tienda.

4 Comments

  • No te preocupes Natalia, el ratón a veces nos juega malas pasadas, jeje.
    Se la voy a recomendar a una prima mía que está embarazada
    Besitos

Post a Comment